Noticias

Qué es una timpanoplastia y para qué sirve

1 septiembre, 2020

Qué es la timpanoplastia
Share

La timpanoplastia es un tratamiento quirúrgico requerido para casos de infecciones de oído que no remiten o se cronifican –otitis media crónica simple-, colesteatoma o secuelas de otorrea (secreción del oído). En todos los casos permite reparar daños ocasionados en el tímpano, elemento clave para nuestra audición. En el siguiente post te damos más detalles sobre qué es una timpanoplastia y para qué sirve.

El tímpano no sólo permite transmitir hacia el oído medio e interno las ondas sonoras que capta el oído externo, sino que también protege al propio oído de la entrada de bacterias y, por tanto, de posibles infecciones. Por eso es tan importante poder reparar la membrana timpánica cuando esta está dañada o perforada. Y es ahí donde radica la importancia de la timpanoplastia, que permite esta reparación o reconstrucción, así como la de la cadena de huesecillos del oído que lo requieran.

Esta intervención quirúrgica suele realizarse por el propio canal auditivo o también mediante pequeñas incisiones, casi siempre detrás de la oreja. Y para reparar la membrana timpánica se suele utilizar injertos, como la fascia temporal, tejido muy resistente que recubre la parte externa del músculo temporal.

Cirugía y recuperación

La cirugía en una timpanoplastia no suele durar más de una hora y media o dos horas, variando luego el tiempo que debe estar aún ingresado (desde horas hasta cinco o seis días. Tras la intervención es muy habitual que el paciente note sensaciones extrañas, como sabor metálico en la lengua, mareos o voz resonante. El doctor Juan Royo, especialista de la comunidad online de salud auditiva Viviendo el Sonido, insiste en que estos síntomas “son totalmente normales en el postoperatorio de una timpanoplastia”. Royo remarca sin embargo que, una vez retirados los puntos de sutura y con el alta médica, será el especialista quien dicte las recomendaciones a seguir, “pues cada paciente es diferente y puede precisar cuidados distintos“.

Compartir: