Noticias

Eccema ótico y picor de oídos

Destacado

28 julio, 2020 Qué es el eccema ótico
Share

Una de las causas principales para acudir al otorrino es el dolor de oídos u otalgía. Y otra es el picor de oídos, cuya causa principal es el eccema ótico, una dermatitis de la epidermis, que provoca que ésta se inflame, se descame y se enrojezca. Este picor, también llamado prurito, puede ser muy molesto. En este post te explicamos cómo evitar y cómo tratar el eccema ótico.

El eccema ótico no solo es molesto, sino que tiene el problema añadido de que puede cronificarse o ser recurrente. Por este motivo, el doctor Juan Royo, especialista de la comunidad Viviendo el Sonido, insiste en que “hay que ser hay que ser disciplinado en el tratamiento y en los cuidados higiénicos necesarios para evitar las posibles complicaciones que se producirán por un manejo inadecuado”.

Primer consejo que comparte el doctor Royo: hay que evitar el rascado. El motivo es que las erosiones producidas en la piel pueden infectarse por la acción de bacterias u hongos, provocando la aparición de una otitis externa, muy dolorosa. En este caso, el riesgo también es que esta otitis se se convierta en crónica o recurrente, lo que puede condicionar la inflamación crónica de la piel del conducto, estrechándolo, o incluso cerrándolo. Por tanto, nada de rascarse.

Cómo tratar un eccema ótico

Aparte de la contraindicación de rascarse por mucho que pique el oído, a lista de consejos para evitar que un eccema ótico incluye otra serie de medidas a poner en práctica:

  • Evitar humedad en el conducto.
  • Evitar los productos agresivos (champús, jabones abrasivos, tintes, etc.)
  • Utilizar tratamientos tópicos como la aceites esenciales hidratantes. Corticoides en loción o crema.
  • Mantener una higiene continua
  • Tener revisiones periódicas con el especialista, sobre todo si hay tendencia a la retención de cerumen o secreción en el conducto auditivo.

Ante la indudable incidencia que tiene el picor de oídos, que puede condicionar y mucho nuestra calidad de vida si es muy intenso, es clave intentar prevenir su aparición, en este sentido la higiene vuelve a ser un aliado clave. La propia ducha es un buen canal de limpieza, así como los difusores de agua marina. Lo que hay que evitar es el uso de bastoncillos, que puede provocar daños en el conducto auditivo e incluso lesiones por abrasión (lo que aún facilitaría más la aparición del picor).


Seguir leyendo

Noticias

Remedios caseros para el dolor de oído

Destacado

9 junio, 2020 dolor de oídos y remedios caseros
Share

El dolor de oído u otalgia es una molestia que puede llegar a ser desesperante. Insomnio, cefaleas e irritabilidad acaban conformando un cuadro que obliga a buscar soluciones inmediatas. En este sentido, acudir al especialista es siempre el mejor consejo. No lo es tanto recurrir a remedios caseros si no están precisamente avalados por un otorrino.

Los propios otorrinos se muestran siempre muy cautos con el tema de los remedios caseros para aliviar el dolor de oídos. No tanto porque algunos de ellos no funcionen como porque pueden comportar riesgos asociados que es mejor evitar. Un ejemplo ilustrativo: el uso de aceite de oliva. Aunque es cierto que la colocación en el oído de algunas gotas puede tener un efecto balsámico, también lo es que puede contribuir a que el oído se ‘contamine’ más si ya presentaba una infección.

El criterio mayoritario entre los especialistas es de hecho desaconsejar remedios caseros, sobre todo aquellos que impliquen la inserción de cualquier dispositivo o elemento en el conducto auditivo. Utilizar, por ejemplo, bastoncillos puede acabar provocando daños incluso en el tímpano.

Tratamiento contra el dolor de oído

El tratamiento que nos recomendará un otorrino ante un dolor de oído que no remite variará dependiendo de la causa que lo origine. Si la molestia proviene de una otitis, el doctor suele recomendar una combinación bajo observación de analgésicos y antiinflamatorios. En el caso de que se detecte una lesión en el tímpano, la forma de proceder dependerá de la gravedad del mismo y de si los tejidos dañados cicatrizan bien. En ocasiones suele ser necesaria incluso una operación reconstructiva.

Cuando el dolor de oído se debe a acúfenos, y atendiendo a que no hay cura ni fármaco que funcione, la mejor solución es la Terapia de Reentrenamiento del Tinnitus (TRT), que presenta una eficacia probada en el 85% de los casos. Esta terapia para tratar el tinnitus no se basa en enmascarar o camuflar los pitidos o zumbidos, sino que se centra en la habituación.

Dolor de oídos en niños

Lo otalgia es una patología frecuente en los niños. De hecho, se estima que hasta un 90% de los niños y niñas desarrollan la otitis media secretoria infantil antes de la edad escolar, sufriendo cuatro episodios anuales por término medio. Además, la Organización Mundial de la Salud (OMS) la sitúa como la causa más frecuente de hipoacusia y sordera infantil en los países desarrollados. El motivo de esta mayor afectación es, en parte, porque los niños poseen trompas de Eustaquio mucho más cortas y rectas, por lo que la inflamación o infección de las vías respiratorias altas afectan al oído más fácilmente. Cuando estas trompas se bloquean con mucosa o se inflaman, los líquidos inflamatorios no encuentran manera de salir del oído.

Seguir leyendo