Noticias

Cómo prevenir y tratar la otitis media

Destacado

27 octubre, 2020 otitis media
Share

Ya estamos plenamente instalados en el otoño y las temperaturas van a ir bajando. Y junto con el frío llegan los resfriados y catarros, puerta de entrada de la otitis media, especialmente frecuente en niños. En este post te indicamos cómo prevenir y tratar esta molesta infección de oído, que causa dolor de oído acompañado, en ocasions, de supuración de líquido y fiebre.

El otoño es una época propicia para los cambios de temperatura y, por tanto, para los resfriados. Y con los catarros llega la mucosidad que, a través de las trompas de Eustaquio, llega y se acumula en el oído medio, generando una sensación de taponamiento de los oídos. En muchos casos, este taponamiento es el paso previo a una infección u otitis.

Para evitar la aparición de una otitis, la prevención es la mejor aliada. Por tanto, hay que evitar los cambios bruscos de temperatura (sobre todo al salir de casa o lugares cerrados) y abrigarse bien con chaquetas, gorros, bufandas y orejeras cundo arrecie el frío. En el caso de los niños, más susceptibles a sufrir infecciones de oído, se recomienda realizar lavados nasales para despejar esta vía respiratoria, que es la encargada de calentar y humedecer el aire frío en invierno.

Cómo tratar la otitis

Aunque los resfriados no suelen requerir de tratamiento específico, si finalmente derivan en otitis si que suele ser necesaria una intervención farmacológica. Dependiendo de la incidencia de la infección, la otitis se puede tratar simplemente con analgésicos o gotas nasales descongestionantes, aunque también es común que se prescriban antibióticos, también en niños, si se constata fiebre alta.

En el caso de los más pequeños, importante actuar rápido cuando se confirma una otitis, ya que si esta no se trata y deriva en crónica puede causar pérdida de audición permanente.

Seguir leyendo

Noticias

Protege tus oídos de los molestos resfriados otoñales

17 octubre, 2017 catarros y oído taponado
Share

Aunque la temperatura es aún agradable, el otoño suele ser una estación propicia para los resfriados. Y con el catarro y los mocos llegan también los problemas auditivos, pues el oído y la nariz están comunicados por las trompas de Eustaquio. Eso explica que cuando nos resfriamos, la mucosidad pasa por este conducto y se acumula en el oído medio, que es el que se localiza detrás del tímpano, generando esa sensación de taponamiento de los oídos. Ese bloqueo puede originar además una infección y convertirse en otitis. La prevención vuelve a ser en este caso la mejor aliada para evitar o minimizar este problema tan común y tan molesto.

Seguir leyendo