Reconocer la pérdida auditiva

¿No oyes tan bien como antes?

Hablando con los demás, viendo la televisión o simplemente paseando por la calle. Cualquier situación es válida para notar que has perdido audición, que no oyes igual de bien que antes. En estos casos hablamos de hipoacusia o pérdida auditiva, que suele presentarse a partir de los 55 años debido al envejecimiento natural del sistema auditivo. No obstante, hay casos en los que la hipoacusia puede aparecer antes, incluso en niños.

¿Qué es la pérdida auditiva?

La pérdida auditiva o hipoacusia se debe a disfunciones en una o más partes del oído y, aunque es más frecuente en personas mayores, puede ocurrir a cualquier edad y por diferentes razones, siendo la sobreexposición a ruidos elevados la más frecuente.

En cualquier caso de pérdida de audición, la detección precoz es clave para evitar que se agrave y para facilitar la adaptación a soluciones auditivas como los audífonos o los implantes auditivos.

La buena noticia es que en el 90% de los casos de hipoacusia, hay numerosas soluciones para mejorar la comunicación.

La hipoacusia, un problema muy común

La pérdida auditiva o hipoacusia es un hecho mucho más común de lo que creemos. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS) afecta al 8% de la población. Su incidencia es notable en edades avanzadas: más del 40% de las personas mayores de 60 años tienen algún tipo de pérdida de audición, mientras que la cifra asciende al 90% a partir de los 80 años. No obstante, y aunque la edad es la principal causa de la hipoacusia, también pueden influir otros factores como el estilo de vida, la exposición continua a niveles elevados de ruido, u otras causas relacionadas con la salud.

Tipos de hipoacusia

Hay diferentes tipos de hipoacusia: 

Hipoacusia unilateral

Hipoacusia unilateral, que se produce cuando la pérdida de audición afecta a un solo oído. La consecuencia principal es que resulta más difícil identificar de dónde proceden los sonidos.

Hipoacusia bilateral

Hipoacusia bilateral, que aparece cuando la pérdida auditiva afecta a ambos oídos y que provoca que el habla sea más difícil de comprender.

Hipoacusia neurosensorial

Hipoacusia neurosensorial, que se caracteriza por afectar al oído interno y/o las vías nerviosas auditivas. Normalmente no se puede curar, aunque puede corregirse con el uso de audífonos o implantes auditivos.

Hipoacusia conductiva

Hipoacusia conductiva, que aparece cuando algún elemento impide que el sonido pase al oído interno a través del oído externo. Suele ser causada por infecciones, otitis o tímpanos perforados.

Hipoacusia combinada o mixta

Hipoacusia combinada o mixta, que se refiere a la pérdida auditiva simultánea conductiva y neurosensorial. En este caso las opciones de tratamiento incluyen tanto soluciones auditivas como intervenciones médicas.

Reconocer los síntomas de la hipoacusia

La detección precoz de la pérdida de audición es clave para frenarla y conseguir la mayor eficacia con alguna de las diferentes soluciones auditivas existentes. Los síntomas que indican indicios de hipoacusia suelen presentarse de forma gradual.

Una manera práctica de saber si nosotros o algún familiar sufre pérdida de audición es plantearnos las siguientes situaciones cotidianas: 

  1. ¿La gente siempre comenta que el volumen de tu televisor o radio está muy alto?
  2. ¿Alguna vez no has oído el timbre de la puerta o el teléfono al sonar? 
  3. ¿Tienes problemas siguiendo conversaciones en ambientes llenos o ruidosos?
  4. Durante las conversaciones, ¿tienes la sensación de que la gente murmura o no habla claro?
  5. ¿La gente te dice que hablas muy fuerte?
  6. ¿Frecuentemente le pides a los demás que repitan lo que han dicho?
  7. ¿Tus amigos o familiares te han sugerido que puedes tener un problema auditivo?
  8. ¿En algún momento te ha resultado difícil comprender las palabras de una canción cuando la escuchas en la radio?
Localiza tu centro auditivo más cercano

Si has respondido de forma afirmativa a la mayoría de estas preguntas, sería muy recomendable que pidieses cita en alguno de nuestros centros. Recuerda que la revisión auditiva es completamente gratuita, indolora y sin compromiso.

Ven a conocernos

Reserva una revisión auditiva gratuita.

Reservar ahora

Realiza tu test auditivo en línea

Realizar test

Encuentra tu tienda más cercana.

Busca tu tienda